Archivo de la etiqueta: vida

No hagas balance, HAZ PROPÓSITOS

Estándar
No hagas balance, HAZ PROPÓSITOS

Le gustaba la belleza oculta en los pequeños detalles, salir descalza a la terraza cuando todos dormían en invierno, pelar las uvas y hacer balance en septiembre,y aunque no todos pudieron entenderlo era afortunada, por eso y por otras muchas cosas. Era afortunada por el silencio y por ser capaz de hacerse ese tipo de preguntas, que solo los valientes pueden hacerse. Preguntas de esas que dan miedo y que no te permiten “quedarte” a no ser que estés sumamente satisfecho, aunque eso implique dolor o estar solo más de lo que debieras o hubieses imaginado la noche antes.

Nunca olvidaba sus guantes amarillos. Nunca olvidaba ser feliz, nunca olvidaba QUE ESTABA VIVIENDO.

No hagas balance, HAZ PROPÓSITOS,  pero de esos que tienen fecha de caducidad y pasos marcados en el tiempo. De esos que no dices a nadie y de esos que no escribes en ningún sitio, dónde otros puedan leerlo. No te conformes este año con los que los demás proyectan en ti, quieren para ti o esperan de ti y busca tu esencia en todo lo que hagas y que eso que haces, te permita ser tú mismo y nunca el reflejo en ti de otros. No esperes ni busques la aprobación de los demás en lo que haces y que eso, sea junto, lo que te permita sentirte orgulloso, y sobre todo no tengas miedo de sentirte satisfecho por todo lo que consigas, que durante todo este tiempo, ya nos han enseñado a castigarnos lo suficiente, por eso ahora es el momento de regalarnos rosas amarillas en esas mañanas en las que vemos cumplido nuestro esfuerzo o después de haber terminado esa última prueba aunque conseguirlo nos haya costado diez minutos más que el resto. Salta con los ojos cerrados y en vez del agua rompe tus miedos.Te deseo que seas feliz!

Aviones de papel

Estándar

No podemos perder la ilusión…porque entonces desaparecerían las cartas sin remitente, los días no señalados y los aviones de papel en medio del salón. No puede desaparecer la ilusión, porque entonces dejarían de tener sentido las risas, los juegos de cartas con trampa y el voy a beber de madrugada, con la intención de dejar escrito, no más de un par de renglones,en un sitio que no esperas.

No podemos perder la ilusión, ni podemos tener tanta prisa…porque quienes están a nuestro lado se cansan…se cansan de esperar ese minuto en el que el espacio se detiene y el tiempo no avanza y tan sólo existe él mismo.

No podemos rellenar los tiempos muertos, superponer todas las cosas por miedo al silencio, porque hay alguien que es ese silencio el que busca para llenarlo de cosas hermosas…

No podemos dejar de despertarnos sin que suene el despertador, no podemos dejar atrás esos “sólo cinco minutos”, no podemos dejar de pintar besos y de escribir mensajes…no podemos, no podemos, porque justo en eso reside la verdadera esencia de la vida.

Porque los números se olvidan, pero los recuerdos se anclan en emociones y son esas las que quedarán después de todo.

Y cuando hayamos hecho historia y queramos contarla, no será el sitio exacto a lo que se haga mención, incluso me atrevo a decir que no se recordará ni siquiera  la hora, pero si podrá describirse con todo lujo de detalles la sensación de tener el mundo atrapado en un abrazo.

Vida gélida y escalofriante…sin recursos, a medias y con prisas…empeñada en quitarnos el dulce sabor de las cosas, incitando a no ver más allá de los hombros que necesitan nuestro abrazo. Personas llenas de rencor, rencor producido por el sufrimiento, sufrimiento enmascarado en un no poder y seguir adelante, por miedo a encontrarnos con lo que realmente somos, con miedo a sentirnos vacios y a saberlo de hecho, con miedo de tener la necesidad de volver a llenarnos de nuevo y de encontrarle sentido a todo lo que hacemos.

Y es que la ilusión es incompatible con el miedo…y es por eso por lo que no podemos perder la ilusión…

693607130